domenica 2 luglio 2017

El Clarín
(Julio Algañaraz) El alejamiento de los cardenales George Pell y Gerhard Mueller exacerba la ofensiva de los sectores más tradicionales contra Francisco. En solo tres días de la más turbulenta semana del pontificado del Papa Francisco, dos de los más importantes cardenales de la Curia Romana, el gobierno central de la Iglesia, se han quedado sin sus cargos. El alemán Gerhard Mueller (69), guardián oficial de la ortodoxia católica, por sus abiertos conflictos (...)