giovedì 6 luglio 2017

Europa press
El padre Federico Lombardi, actual presidente de la Fundación Ratzinger-Benedicto XVI, que sucedió en 2006 a Joaquín Navarro-Valls al frente de la Oficina de Prensa del Vaticano, ha confesado que para él fue "un maestro de la comunicación" por muchos aspectos "único" y también "inimitable". "Navarro-Valls siempre ha sido para mí un amigo, un ejemplo de vida espiritual discreta, verdadera y profunda, totalmente entregado a su trabajo, un modelo de dedicación al servicio del Papa y de la Iglesia (...)