domenica 25 giugno 2017

entornointeligente.com
Creo que cuando la jefa de Estado, en nombre del Estado y del país, pide perdón públicamente a los pueblos originarios, y de manera peculiar en esta ocasión al pueblo mapuche, por la relación que ha habido en los últimos 150 años, es un gesto y un signo que hay que valorar en toda su grandeza, y que tiene que ver con las políticas del reconocimiento". De esta manera, el obispo de Temuco, Héctor Vargas, quien encabezó la Mesa de Diálogo de La Araucanía, destacó ayer, en La Moneda, el anuncio de la Mandataria, agregando (...)