mercoledì 31 maggio 2017

ABC.es
(Ludmila Vinogradoff) El presidente de la Conferencia Episcopal Venezolana no ve factible un nuevo diálogo entre el Gobierno y la oposición mientras «se recrudece la represión» contra las protestas. La Iglesia católica de Venezuela ha asumido un papel importante y activo en la defensa de la libertad y la democracia después de 18 años de chavismo. El presidente de la Conferencia Episcopal Venezolana (CEV), monseñor Diego Padrón, advierte de que los ciudadanos no necesitan una nueva Constitución, como amenaza el Gobierno de Nicolás Maduro, sino que «se cumpla la actual» y, sobre todo, «alimentos, medicinas, seguridad y elecciones». (...)