venerdì 12 maggio 2017

laprensagrafica.com
Negociar con las pandillas no signica concesiones, sino que como infractores de la ley acepten las consecuencias de esta para reintegrarse a la sociedad; así lo interpretó ayer el cardenal Rubén Salazar, presidente del Consejo Episcopal Latinoamericano, durante la cumbre del CELAM que se realiza en el país. Si bien Salazar hizo un llamado al diálogo, al respeto de los derechos humanos, fue enfático al decir que una concertación política es diferente al diálogo con la delincuencia. (...(