martedì 9 maggio 2017

La Nación
(Mariano De Vedia) Cuentas claras y un manejo transparente. A pesar de las resistencias que no cesan, así se resumen los primeros logros del C-9, el consejo de cardenales que asesoran al papa Francisco en la reforma de la curia romana y, especialmente, en la administración de los recursos económicos de la Iglesia, según el arzobispo de Kinshasa, Laurent Monsengwo Pasinya, el único representante africano en ese reducido grupo de purpurados. "Las cosas ahora están claras: el dinero ya no puede circular sin controles en el Vaticano", (...)