sabato 13 maggio 2017

El Diario de Hoy
(José Zometa) Los obispos reunidos en la XXXVI Asamblea Ordinaria del Consejo Episcopal Latinoamericano (Celam) aseguraron que las deportaciones de inmigrantes que lleva a cabo el gobierno de Estados Unidos está rompiendo los vínculos de las familias deportadas. Pero aun más, consideraron la construcción del muro fronterizo como una “humillación” para toda Latinoamérica. “En México hemos estado alzando la voz lo más que podemos contra la construcción del muro, no solamente que no lo pague México, sino que no se realice el muro porque es una humillación (...)