venerdì 14 aprile 2017

Zenit
(Sergio Mora) Pocos minutos antes de las 17 horas de Roma, el santo padre Francisco entró en procesión en la basílica de San Pedro. En este día de luto en el que conmemora la pasión y muerte del Señor, no tocaron las campanas y cantó el coro. En medio del silencio que reinaba en la basílica, el Papa que vestía paramentos rojos y tiara blanca se postró sobre un tapete y almohadón ubicado delante del altar central, el del baldaquino (...)